miércoles, 19 de enero de 2011

Metas y Objetivos - Parte 2

La idea de lo que les quiero transmitir con el tema las metas y los objetivos es que debemos definir, saber, entender y comprender qué es lo que queremos y muchas veces nos debemos sentar a pensar y poner en papel o por escrito qué es de verdad lo que queremos hacer y cómo lo vamos a alcanzar. Las Metas y los Objetivos claramente nos ayudan a esto; primero sirven como guías que nos van a orientar, ya que las debemos fijar a corto, mediano y largo plazo. Luego debemos establecer metas claras y concisas, de forma que sean entendibles y fáciles de ejecutar. Deben ser medibles, no solo en el tiempo sino en lo que cada uno de nosotros hemos logrado y adicionalmente deben ser realistas y con definiciones en los tiempos en los cuales se quieren o las queremos alcanzar.

Para darles un ejemplo, en la sección Estrategia, publicada por el diario El Nacional aquí en Caracas el 29/12/2010, en un artículo acerca de Coca Cola se decía lo siguiente : “El objetivo (de Coca Cola) es regresar a la naturaleza la misma cantidad de agua que usamos en la elaboración de bebidas en nuestras embotelladoras”, afirma Carlos Pacheco, responsable de Medio Ambiente de Coca Cola. La Meta es lograrlo para 2020”.

Esto lo podemos llevar a un plano personal. Un estudiante puede querer obtener una mejor nota en su siguiente examen. Un atleta puede querer hacer un mejor tiempo en su próxima prueba. Un analista puede querer hacer mejor o de manera más eficiente su trabajo. Un profesor puede querer dar mejores clases. Y podemos seguir sumando y dando ejemplos similares y a la final ¿qué es lo que obtenemos?: que querer es poder; que buscar metas nos hacen trabajar más, hacer las cosas de una forma mejor y ser mejores personas y profesionales. Comenzando muchas veces con cosas o pasos pequeños, hacerlas poco a poco como he dicho antes. ¿No son estas metas a corto plazo? Luego vamos por las de mediano plazo, correr una milla en menos tiempo, hacer un 10K o una media maratón y luego vamos por las metas a largo plazo como tener una trabajo estable, una familia feliz, una casa propia y tantas otras cosas que se comenzaron con una meta a corto plazo, con un primer paso.

Hay metas y objetivos que les serán sencillos y de corto plazo; otros serán más complejos, complicados y con una duración bastante mayor, para lo cual se requiere paciencia, conocimiento, entereza y muchas más cosas que nos permitirán luego de todo ese tiempo alcanzar esa meta o ese objetivo. Para ello vamos a requerir mucha atención, mucho enfoque, mucha dedicación. No nos permitamos que decaigamos en el camino, que no alcancemos lo que nos propusimos, que paremos en alguna parte del proceso o que no lleguemos al final. Planifiquemos bien y digámosle no a un mal desempeño; desde el mismo inicio de nuestro viaje. Solo así llegaremos al final. M. Goldstein (reconocido investigador en factores psicosociales de la Universidad de California) dijo en 1994 que “las metas nos dan un sentido de dirección y propósito”.

Luego de estas vacaciones decembrinas espero y deseo que hayan regresado con suficiente energía para entrar en un nuevo año lleno de retos y cambios, con la mirada en el futuro, con el deseo de superarse, cada uno en su área, en su comunidad, en su familia, en su colegio o universidad, en su trabajo o en lo que cada uno esté realizando.

Albert Schweitzer (teólogo y filósofo Alemán quien en 1952 ganó el Premio Nobel de la Paz) decía que “el gran secreto del éxito es ir a lo largo de la vida como una persona que nunca se desgasta”. Si nos hacemos del hábito de nunca desgastarnos es porque más bien estamos en un continuo proceso de aprendizaje, de mejoramiento personal, de crecimiento, de ayudar a los demás, de establecer nuestras propias metas y objetivos. Como ven, no estoy hablando de metas de rebajar los kilos de diciembre o cosas así. Estoy queriendo transmitirles la necesidad de que se den cuenta de que solo ustedes pueden recargar sus propias baterías, sus propias pilas, para hacer todo lo que hacen de una manera mejor.

Pues pónganse metas y objetivos claros, medibles y alcanzables y así comiencen el 2011 de una manera dinámica y totalmente motivados.