miércoles, 29 de agosto de 2012

Make it Happen

Acabamos de ver unas fabulosas, por no decir increíbles, Olimpíadas de verano en la ciudad de Londres. Todos, y lo digo en serio, todos colaboraron. Desde el taxista extrañado de tan poca gente en las calles, hasta los vendedores tratando de vender todo tipo de memorabilia y coleccionables que dijeran London 2012. Todos los londinenses que decidieron quedarse en este magno evento, lo hicieron: participaron de un gran espíritu que los unió, que los abrazó juntos y los llevo a presentar y presenciar uno de los más fabulosos espectáculos de años recientes. Estas Olimpíadas quedarán recordadas como eso: Excepcionales, organizadas, preparadas, planificadas y realizadas a la perfección.
 
Desde los estadios que estuvieron listos hasta un año antes de los juegos, hasta la señalización en todas y cada una de las calles; desde la organización en el metro, hasta los más de 70.000 voluntarios que dedicaron su verano a eso, a ayudar, colaborar, contribuir a unas grandes olimpíadas, they made it happen.
 
Y todos y cada uno de los atletas que lograron sus triunfos, los que llegaron en primer lugar, los del tercer lugar o lo que no ganaron. Todos compitieron, todos celebraron, todos se unieron. Hombres, mujeres y niños lo lograron y no solo los ingleses lo disfrutaron, todos los que estuvieron allí, presentes físicamente, o también los presentes viendo los juegos en TV o satélite o hasta en la radio (si, todavía se usa). Todos ellos aportaron su granito de arena, su entusiasmo, su empuje y su amabilidad. Apoyando a su equipo o a los locales, a los conocidos y a los no tan conocidos y a quienes serán las grandes estrellas del futuro.
 
Una gran vaya en el centro de la ciudad decía: "If you run into a stranger today, smile,  help and give a hand".
 
Un anuncio de PG a página completa en el London Times decía algo así como que ...... luego de 1.000 cambios de pañales, 780 trasnochos a las 5 a.m., 152 juegos de fútbol, 7.000 horas de entrenamiento, 3 novios y otras cosas más, para Inglaterra la atleta que aparecía de pequeña en la foto era una heroína, pero para su mamá, seguía siendo su niñita.
 
Tantas vivencias, tantos logros, tanta unión que se logró con estos juegos. Muchas cosas que ojalá sigan, que queden, que demuestren que nuestro mundo puede ser mejor, que todos podemos ayudar, que todos podemos convivir y contribuir y al final, estaremos muy felices de decir, WE MADE IT HAPPEN!

Seguiremos motivando..............