lunes, 18 de noviembre de 2013

En bicicleta desde Les Tuileries

Queridos amigos:

A lo largo de la vida uno toca a personas que ni siquiera uno sabe que las llegó a tocar ni la manera en que lo hizo. En otras ocasiones le hablamos a gente a quienes no sabemos si lo que les dijimos les quedó o si solamente fueron palabras en el aire. Sin embargo a veces, uno puede llegar a inspirar a alguien en particular y despierta, o ayuda a hacerlo, en un pequeño número de personas, ciertas curiosidades que van más allá de lo que uno puede imaginar.

Tal es el caso de un gran amigo Luis Hernandez, Ingeniero Mecánico, de quien además de ser su jefe por muchos años - atravesando no una sino muchas dificultades en el camino - llegó a ser un amigo, inclusive como le dije una vez, amigo de letras. Lo digo así pues le di un espacio en mi Blog por allá en el año 2010 para que publicara, al igual que yo lo estaba haciendo, uno de sus primeros artículos. Su artículo sobre Motivación y Liderazgo lo incluí en un artículo que titulé, “La Motivación regresó de vacaciones” (http://motivandoelfuturo.blogspot.com/2010/09/la-motivacion-regreso-de-vacaciones.html ), artículo que por cierto es uno de los más visitados en mi Blog.

Pues Luis ahora es un escritor por su cuenta. Escribe de sus viajes por Francia y Bélgica, especialmente su adorada Paris. Escribe, como hacemos muchos, desde su corazón, interpretando lo que él ve y complementándolo con lo que siente. A ese Luis que conocí como mecánico le surgió una idea, la de escribir que sin parar ha llevado hacia adelante. Les recomiendo su Blog “Amores, Humos y Copas” el cual pueden leer en la siguiente dirección: http://amoreshumosycopas.blogspot.com/  Y además de su trabajo diario, que ya incluye este interesante Blog, ya va camino a su primer libro, solo porque tomó la decisión de hacer lo que le gusta y le apasiona - cosa que la mayoría de la gente no hace.

Los invito a visitar su Blog para que viajen junto con él a esos lugares mágicos que puede visitar e interpretar con ojos diferentes, pero más que eso, públicamente quiero agradecerle lo que en su último artículo escribió sobre mi persona y que les copio a continuación:

“A ti querido amigo que siempre inspiras con tus palabras y tu pluma al escribir, te deseo que este nuevo escalón en esa escalera interminable a través del éxito que has construido a lo largo de estos años te deseo lo mejor como todo lo que haces, estaré sentado en algún sitio este próximo 30 de Noviembre 2013 escuchando lo que seguro será otro éxito en tu lista. Sé que en tu carrera has tomado muchísimas bicicletas como la mía en Tuileries, y sé que al andar te has dado cuenta de todo lo que se puede construir en esta vida con solo proponérselo y organizarlo. Para ti todo lo mejor…

Luis, amigo, muchísimas gracias por tan especiales palabras y estoy seguro que tus grandes éxitos apenas están por comenzar.

Saludo a todos,

Luis Vicente